Fue encabezado por agentes de tránsito y efectivos de la Policía local, donde se controló el uso del casco y la documentación de vehículos y conductores.

Ayer, la Dirección de Tránsito y Transporte llevó adelante un operativo de control vehicular en la zona de la Plaza Italia.

 

En articulación con efectivos de la Policía Local, los inspectores municipales procedieron al control de la documentación tanto de los conductores como de los rodados.

 

Además,  verificaron el uso de las medidas de seguridad como son el casco en los motociclistas y el cinturón de seguridad en los automovilistas.

 

Desde el Municipio adelantaron que continuarán realizando controles similares en distintos día, horarios y puntos de la ciudad, con el objetivo de prevenir accidentes y preservar la salud y la integridad física de todos los vecinos.