En una presentación inédita en el Auditorio de Tenaris, el destacado escritor, asesor de la ONU y gurú de la Responsabilidad Social Empresaria, analizó el mundo y perfiló vías de acción para intervenir en una realidad en permanente cambio.

Bernardo Kliksberg ofreció este sábado una charla magistral ante 200 vecinos de la comunidad, que se congregaron en el Auditorio de Tenaris para escuchar al destacado orador analizar la actualidad con énfasis en el impacto de los cambios tecnológicos y el mejoramiento de las condiciones de vida.

 
Durante su primera presentación en Campana, el reconocido escritor, asesor especial de la ONU y uno de los primeros promotores de la Responsabilidad Social Empresaria, abordó nueve “desafíos macroestructurales” de la humanidad, brindó pautas de acción y repasó ejemplos para tener esperanza en un futuro con más desarrollo y menos pobreza.
 
Así, Kliksberg se refirió a la revolución tecnológica y la agenda de preguntas que genera; la crisis de valores que se expresa a través de la insensibilidad y la corrupción; el crecimiento de la pobreza a escala mundial; y el cambio climático.
 
También consideró crucial reflexionar sobre las migraciones poblacionales; los movimientos xenófobos; la igualdad de derechos de la mujer; los nuevos actores sociales, como los jóvenes y las empresas verdaderamente comprometidas con su responsabilidad social; y la tarea de recuperar la ética como principio rector de la política, la economía y la tecnología, valor en el que instó a apostar.
 
“Y ante todos estos desafíos, ¿es posible dar un paso adelante como sociedad? Estoy convencido de que sí. Existe hoy una sed de ética, un fenómeno que se está dando a niveles micro y macro para recuperar el marco moral”, aseguró con optimismo.
 
Sobre el final, Kliksberg respondió preguntas del público y destacó la “enorme labor social” de Tenaris, compañía que ponderó por su énfasis en la educación y compromiso con las comunidades donde posee operaciones. Además, fue reconocido como visitante ilustre de la ciudad por la Municipalidad de Campana y la Agencia de Desarrollo, entidades que le entregaron diplomas tras su magistral disertación.