El precandidato a concejal de la UV Más Campana junto al equipo económico mostraron preocupación por la situación económica del municipio en el primer semestre. “Hay un déficit de $60 millones”.

 

“El afán por querer hacer todo junto dos meses antes de las elecciones está mostrando resultados que nos son buenos desde el punto de vista de las finanzas del municipio, según pudimos observar en la información publicada por el Municipio para el primer semestre del año”, explicaron.

“Hay un déficit de $60 millones de pesos si comparamos los ingresos devengado por $683 millones contra los gastos devengados por $743 millones. Esto significa que el gobierno está gastando más de lo que recauda, generando deudas para el municipio”.

“Otro dato que nos genera preocupación es en nivel de compromiso presupuestario. El municipio emitió Órdenes de Compra por $1266 millones de pesos mientras que la recaudación devengada fue de $683 millones. Los compromisos superan a los ingresos en $583 millones”.

“Por otra parte queda demostrada la parálisis que tuvo el gobierno municipal en 2016 y que llevó a que tengamos la ciudad en un estado de deterioro pocas veces visto. La inversión en bienes de uso en todo 2016 fue de $75 millones, mientras que en los primeros 6 meses de 2017 fue de $122 millones. Y aún sí, con este nivel de gasto los barrios siguen estando en muy malas condicione de mantenimiento”.

“A través de nuestro bloque de concejales vamos a realizar pedidos de informes para que los funcionarios de la Secretaría de Hacienda expliquen cómo están administrando el Municipio”, concluyeron.